Beneficios de la coenzima Q10 en cosmética

La evolución experimentada por los tratamientos estéticos también ha llegado a las cremas faciales. Los componentes que se utilizan actualmente, como la coenzima Q10, son cada vez más eficientes y abarcan una gama más amplia de efectos benéficos.





Es así como, ya no se limitan a tener función limpiadora o humectante, sino que se añaden propiedades nutritivas y regeneradoras capaces de retardar el envejecimiento de tu piel.





Esta sustancia fue descubierta en 1957 y desde hace algunos años se ha venido sintetizando en los laboratorios.





La investigación posterior ha encontrado la fórmula para poder incluirla como componente de los productos anti-envejecimiento que usas.





¿Qué es la coenzima Q10?





Esta sustancia, también llamada ubiquinona, es producida por el hígado pero se la encuentra en alimentos como: las sardinas, el atún, las vísceras (el corazón y el hígado), la soya, el cacahuate y el ajonjolí.





Está presente en la mayoría de las células del cuerpo, ya que participa en la respiración celular y en la cadena de trasporte de electrones, mecanismos que generan el 95 % de la energía del organismo.





Con los años, la cantidad de esta sustancia disminuye en todos los tejidos. Esto, aunado a la pérdida del contenido elastina y colágeno en la piel, es la causa principal de las arrugas y de la flacidez.





Los productos diseñados para tu cuidado facial y corporal que la contienen son capaces de aumentar sus niveles en los tejidos cutáneos. Con ello se mejoran la elasticidad, el aspecto del cutis se hace más luminoso, y desaparecen las líneas de expresión.





Al prevenir la aparición de estas líneas, se pospone la aparición de la arrugas.





Otros beneficios





Los efectos de la coenzima Q10 no se limitan al área estética. Puede servir como coadyuvante en los tratamientos habituales para enfermedades de diversa índole ya que tiene efecto antioxidante, con lo que preserva tus células de los efectos envejecedores de los radicales libres.





La puedes tomar como suplemento en cápsulas, la dosis que se considera segura es de 1200 miligramos por día. Algunas de las ventajas que brinda son:





– Mantener normales los niveles de presión arterial.





– Regular los niveles de azúcar en sangre.





– Estimular el sistema inmunológico.





– Tiene efecto preventivo en la aparición de las migrañas.





– Mejorar el nivel general de energía.





– Tiene efectos benéficos en el control de los procesos de inflamación y sangrado de las encías, llamados gingivitis.





– Preservar el tejido muscular y favorecer su funcionamiento, incluido el del músculo cardíaco.





La coenzima Q10, al estar presente el casi todo el organismo, tiene efectos positivos en nuestro organismo. Los productos corporales y faciales que la contienen contribuyen a preservar intacta tu belleza, mantienen la lozanía de tu piel y retardan la aparición de las arrugas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *